4 - Dinamita!


¡ALTO! SI USTED NO HA LEÍDO EL CAPÍTULO 2,
"LA BESTIA IDENTIFICADA", NO LEA ESTE CAPÍTULO.

¿Puede usted imaginarse cristianos matando a otros cristianos? ¡Que pensamiento tan terrible!

"Y le fue dado hacer guerra contra los santos, y vencerlos" Apocalipsis 13:7. "Y vi a la mujer embriagada de la sangre de los santos, y de la sangre de los mártires de Jesús. Y cuando la vi, quedé maravillado de grande admiración." Apocalipsis 17:6.

¡Qué cuadro! Con justa razón el apóstol Juan estaba tan asombrado. Un alto de libros no podría contener la cuenta de los 50 milliones de cristianos condenados a muerte como "herejes". Por poseer una Biblia, por creer que la gente debía ser libre para adorar a Dios de acuerdo a su conciencia; por estos y otros "crímenes," hombres, mujeres, y pequeños fueron torturados hasta morir.

La historia nos revela claramente que grandes aldeas y pueblos fueron destruidos por no identificarse con la iglesia y su líder.

"Dignatarios de la iglesia, dirigidos por su maestro Satanás se afanaban por idear nuevos refinamientos de tortura que hicieran padecer lo indecible sin poner término a la vida de la víctima. En muchos casos el proceso infernal se repetía hasta los límites extremos de la resistencia humana, de manera que la naturaleza quedaba rendida y la víctima suspiraba por la muerte como dulce alivio." (1) Tal era la suerte de aquellos que se opusieran a la iglesia de Roma. Si se le diera oportunidad en los Estados Unidos, haría lo mismo contra los "herejes." Ella se jacta de que nunca cambia. Esto es verdad. El rector del Instituto Católico de Paris, H.M.A. Baudrillart, reveló la actitud de la iglesia y sus dirigentes hacia la persecución.

"Cuando se la confronta con herejías" - él dijo - "ellano se contenta con la persuación, los argumentos de un orden intelectual y moral le parecen insuficientes y ella recurre a la fuerza, al castigo corporal, a la tortura."(2)

Para tener un cuadro más amplio de cómo los valdenses, albigenses, bohemios, y otros fueron masacrados, despreciados y secretamente asesinados por causa de su fe, véase el Apéndice 5.

La historia más extraordinaria es la de los valdenses. Ellos fueron algunos de los pocos que tenían copias de la Biblia durante los primeros años del reino del papado.

"Veían que muchos, guiados por el papa y los sacerdotes, se esforzaban vanamente por obtener el perdón mediante las mortificaciones que imponían a sus cuerpos por el pecado de sus almas... Agobiados por el sentido del pecado, y perseguidos con temor de la ira vengadora de Dios, muchos se sometían a padecimientos hasta que la naturaleza exhausta concluía por sucumbir y bajaban al sepulcro sin un rayo de luz o de esperanza.
"Los valdenses ansiaban compartir el pan de vida con esas almas hambrientas, presentarles los mensajes de paz contenidos en las promesas de Dios, y enseñarles a Cristo como su única esperanza de salvación...

"Se representaba al Salvador tan desprovisto de toda simpatía hacia los hombres caídos, que era necesario invocar la mediación de los sacerdotes y de los santos. Aquellos cuya inteligencia había sido iluminada por la Palabra de Dios [los valdenses] ansiaban mostrar a las almas que Jesús es un Salvador compasivo y amante, que con los brazos abiertos invita a que vayan a él todos los cargados de pecados, cuidados y cansancio.

"Con voz temblorosa y lágrimas en los ojos y muchas veces hincados y de hinojos, presentaban a sus hermanos las promesas que revelaban la única esperanza del pecador... Lo que se deseaba en forma especial era la repetición de estas palabras: 'La sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado.' 1 Juan 1:7...

"Muchos no se dejaban engañar por los asertos de Roma. Comprendían la nulidad de la mediación de hombres o ángeles en favor del pecador...

"La seguridad del amor del salvador era cosa que muchas de estas pobres almas agitadas por los vietos de la tempestad no podían concebir. Tan grande era el alivio que les traía, tan inmensa la profusión de luz que sobre ella derramaba, que se creían arrebatados al cielo... A menudo se proferían palabras como estas: ¿Aceptará Dios en verdad mi ofrenda? ¿Me mirará con ternura? ¿Me perdonará? La respuesta que se les leía era: 'Venid a mi todos los que estéis trabajados y cargados, que yo os haré descansar.' Mateo 11:28 .V.M.

"La fe se aferraba de las promesas, y se oía esta alegre respuesta 'Ya no habrá que hacer más peregrinaciones, ni viajes penosos a los santuarios. Puedo acudir a Jesús tal como soy, pecador e impío, seguro de que no desechará la oración de arrepentimiento. "Tus pecados te son perdonados." ¡Los míos, si aun los míos, pueden ser perdonados!'
"Había un poder extraño y solemne en las palabras de la Santa Escritura que hablaba directamente al corazón de aquellos que anhelaban la verdad. Era la voz de Dios que llevaba el convencimiento a los que oían...

"En muchas ocasiones no se volvía a ver al mensajero de la verdad. Se había marchado a otras tierras, o su vida se consumía en algún calabozo desconocido, o quiza sus huesos blanqueaban en el sitio mismo donde había muerto dando testimonio por la verdad.

"Los misioneros valdenses invadían el reino de Satanás!

La misma existencia de estos creyentes que guardaban la fe de la primitiva iglesia era un testimonio constante contra la apostasía de Roma, y por lo tanto despertaba el odio y la persecución más implacables. Era además una ofensa que Roma no podía tolerar el que se negasen a entregar las Sagradas Escrituras. Determinó raerlos de la superficie de la tierra."(3)

El papa Inocencio VIII ordenó: "Si esa maliciosa y abominable secta de maleantes no se retracta, ¡sean aplastados como víboras venenosas!" (Véase el Apéndice 6).

No se les podía acusar de nada, moralmente hablando. Su gran ofensa era que ellos no adorarían a Dios de acuerdo a lo establecido por el papa. Por este crimen, de toda humillación, insulto y tortura que los hombres o el diablo habían inventado, fueron ellos victimados.

"Se les buscaba para darles muerte; y con todo, su sangre regó la semilla sembrada, que no dejó de dar fruto....Esparcidos por muchas tierras... para seguir creciendo hasta el fin de los tiempos mediante el esfuerzo de todos cuantos estén listos para sufrirlo todo "a causa de la Palabra de Dios y del testimonio de Jesús". Apocalipsis 1:9, V.M. (4)

Tenga presente que estas atrocidades pasaron mucho tiempo antes de que nosotros nacieramos. Pero la advertencia contra recibir la "marca de la bestia" es ciertamente para nosotros hoy. Pronto usted sabrá lo que la marca de la bestia es.

Como hemos aprendido, este poder "pensará cambiar los tiempos y la ley." Daniel 7:25.
¿Cómo puede hacerlo?

Puesto que los paganos acostumbraban adorar imágenes, los líderes de la iglesia destruyeron el segundo mandamiento, el cual prohibe adorar imágenes. ¡Ellos pusieron imágenes en las iglesias! ¡Pero en vez de imágenes de dioses paganos, ellos simplemente colocaron imágenes de santos muertos! A la gente le fue enseñado que estos eran meramente para ayudarles a aumentar su aprendizaje y su devoción. Pero el resultado fue muy diferente.

Para mayor documentación de cómo fureon traídas la imágenes a las iglesias, vea el Apéndice 7.

Sabemos que el pensaría en "cambiar los tiempos y la ley."

Mire esta declaración asombrosa de un decreto oficial: "El papa tiene poder para cambiar los tiempos, para abrogar leyes y para dispensar en todas las cosas, aun en los preceptos de Cristo." Decreto de Translatic Episcop.

¡Increible!

Cuando leí esta descripción quedé atónito. ¡Quedé paralizado con la declaración oficial del papa, por ser esta casi palabra por palaba una referencia de la Biblia! Y en vez de dejar solos los nueve mandamientos, dividieron el decimo en dos, así que todavía serían diez. (Véase el Apéndice 8)

Satanás causó la división del segundo mandamiento. Pero el no terminó con esto. ¡Los líderes cambiaron el cuarto mandamiento también!

El cambio del cuarto mandamiento fue hecho gradualmente en un periodo de tiempo para no levantar sospechas; pero el cambio fue una obra maestra de Satanás.

Este cambio fue hecho con la autoridad de la Iglesia y está documentado.

"Pregunta. - ¿Tiene usted otra manera de probar que la Iglesia [Católica Romana] tiene autoridad para instituir fiestas de precepto?"

"Respuesta. - Si no tuviese tal autoridad, no hubiera podido hacer aquello en que todos los autores modernos versados en religión están de acuerdo con ella: no hubiera podido substituir la observancia del sábado, el séptimo día, por la observancia del domingo, el primer día de la semana, cambio para el cual no hay autorización biblica." Esteban Keenan, A Doctrinal Catechism [Un catecismo doctrinal] 3a ed., pag.174.

¡Eso es increíble!

"La Iglesia católica" - declaró el cardenal Gibbons - "en virtud de su misión divina, cambió el día. del sábado al domingo" (5)

Nuevamente se les pregunta:

"Pregunta - ¿cuál es el día de reposo?"

"Respuesta - El sábado es el día de reposo".

"Pregunta - ¿por qué observamos nosotros el domingo en lugar del sábado?"

"Respuesta - Observamos el domingo en lugar del sábado porque la Iglesia Católica transfirió la solemnidad del sábado al domingo" (Pedro Geiermann, The Convert's Catechism of Catholic Doctrine [Catecismo de doctrina católica del converso,] ed. 1946, pag. 50. Geiermann recibió la "bendición apostólica" del papa Pio X por sus trabajos, el 25 de enero de 1910).

¿Y qué dice realmente el cuarto mandamiento?

"Acordarte has del día sábado para santificarlo. Seis dias trabajarás, y harás toda tu obra; mas el séptimo día será sábado para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tu, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas; porque en seis dias hizo Jehová los cielos y la tierra, la mar y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día.; por tanto Jehová bendijo el día de sábado y lo santificó". Exodo 20:8-11.

¿Reconocen las autoridades católicas que en la Biblia no se ordena la santificación del domingo?

¡Si lo reconocen! Note lo siguiente:

"Podéis leer la Biblia, desde el Génesis hasta la Apocalipsis, y no encontraréis una sola línea que autorice la santificación del domingo. Las Escrituras hablan de la observancia religiosa del sábado, día que jamás santificamos." (Cardenal James Gibbons, Faith of Our Fathers [La fe de nuestros padres], ed. 1923, Copyright 1885, por D. Appleton & Company, pag. 98).

Usted se puede dar cuenta, en el concilio de Trento (1545 D.C.), los líderes de la iglesia ¡dispusieron que la "tradición" es de más autoridad que la Biblia! Ellos creen que Dios les ha dado autoridad para cambiar la Biblia de la manera que ellos quieran. Por "tradición" ellos entienden, enseñanzas humanas en vez de la Palabra de Dios.

Jesús dijo: "En vano me honran, enseñando doctrinas y mandamientos de hombres." Mateo 15:9.

Así como ellos trajeron imágenes a la iglesia para hacer más facil la entrada de los paganos a ella, ¡cambiaron la Biblia por la misma razón!

¿Cómo empezó todo esto?

El sol era el dios principal de los paganos en los tiempos de Babilonia. Como ellos adoraban al sol en domingo, los líderes de la iglesia pudieron ver que si ellos cambiaban el día de reposo del sábado al domingo, podrían lograr muchas cosas. Primero - esto los separaría de los judíos que eran odiados por los Romanos y quienes, al igual que el Señor Jesús (Lucas 4:16), habían adorado en el sábado desde el comienzo (y todavía lo hacen hoy). Segundo esto haría mucho más fácil la entrada de los paganos a la iglesia si los cristianos se reunían en el mismo día que ellos.

Esto les dio buenos resultados. Los paganos venían a la iglesia por miles. ¡El plan satánico de transigencia estaba dando resultados! El cambio fue puesto en vigor gradualmente, pero aun así, hubieron verdaderos cristianos quienes se alarmaron, y preguntaron a los líderes por qué ellos habían osado cambiar la ley de Dios. Los líderes sabían que esto iba a suceder y tenían una respuesta preparada Una obra maestra. Si una persona no conoce bien la Biblia, esto suena bien.

Le fue dicho al pueblo que ahora ellos estaban adorando en el día domingo principalmente porque Jesús resucitó de entre los muertos en ese día.

No existe ni siquiera un solo un versículo en la Biblia que nos diga que hagamos esto, pero eso es lo que a ellos se les dijo. ¿No es eso sorprendente? Tal vez usted ha escuchado eso por usted mismo.

Como usted recordará, cuando el emperador Constantino se hizo cristiano, el cristianismo vino a ser la religión oficial del estado. Como miles de adoradores del sol venían a la iglesia, no les tomó mucho tiempo en lograr obtener una influencia dominante. La mayoría de sus más altos oficiales habían sido adoradores del sol. Debido a que el gobierno Romano se estaba derrumbando, Constantino consultó con sus "ayudantes" y con los oficiales de la iglesia en Roma.

¿Qué debemos hacer? ¿Cómo podemos unir y estabilizar el gobierno?

El consejo de los gobernantes de la iglesia llegó oportunamente.

"Dicta una ley dominical. Fuerza a cada uno a honrar el domingo y a no trabajar en él".
¡Eso era todo! Esto satisfaría a los adoradores del sol, y uniría a los paganos, cristianos, y al imperio de Roma como nunca antes.

Era el año 321 D.C. ¡Constantino - cediendo a la sugerencia de los líderes de la iglesia - dicta la primera ley dominical! Aquí está, tomado directamente de los registros:

"Descansen en el venerable Día del Sol, los jueces y los habitantes de las ciudades, y ciérrense todos los talleres" Edicto del 7 de Marzo del año 321 D.C., Corpus Juris Civilis Cod., libro 3, título 12, Lec. 3. (Para mayor información al respecto, véase al Apéndice 9).

Los cristianos que no aceptaban la transigencia (comprometer su creencias) y deshonrar a Dios se encontraban en un dilema. Satanás había alterado las cosas de tal manera que uno se veía obligado a honrar el día pagano "del sol" o pagaba la pena. Aun después de la ley dominical del emperador, muchos cristianos contiuaron honrando y guardando el séptimo día que su Salvador había honrado y guardado. Dios sabía que eso sucedería y había predicho que el hombre de pecado "pensaría en cambiar los tiempos y la ley", Satanás estaba a punto de dar a todo el mundo su engaño.

Las Biblias fueron prohibidas por los sacerdotes. Al pasar los años, las nuevas generaciones (sin Biblias) olvidarían todo acerca del día del Señor.

No solamente eso - de vez en cuando, grandes concilios eran celebrados por la iglesia. En casi cada uno de ellos el sábado que Dios había dado como el monumento de la creación del mundo, era más suprimido, y el domingo más exaltado. El festival pagano finalmente vino a ser considerado como "el día del Señnor" (por el papa Silvestre, 314 - 337 D.C.), y los líderes de la iglesia pronunciaron el sábado de la Biblia, como una reliquia de los judíos, y aquellos quienes lo honraban en obediencia al cuarto mandamiento de Dios, fueron llamados "herejes".

Agredir el mandamiento justamente en su centro, poner la adoración del domingo como un engaño, quitarle a la gente sus Biblias, y ordenarle al mundo entero a aceptarlo - ¡este fue el más grande de todos los engaños!

¿Ve usted?

Satanás odia al cuarto mandamiento más que a todos los demás, porque este es el único que dice quién es Dios - Creador del "cielo y la tierra, el mar y todas las cosas que en ellos hay," Exodo 20:11.

Usted puede adorar a cualquier dios y guardar los otros nueve madamientos (no matar, no robar, no etc.), pero al guardar el cuarto mandamiento usted está adorando al Creador del universo, quien descansó en el séptimo día y mandó a sus hijos que lo guardaran como una relación de amor entre ambos.

Al pasar los siglos, la gente, sin Biblias, olvidó el sábado del Señor y la adoración en domingo se estableció firmemente. Muchos aun en la actualidad ignoran este asunto.

Los valdenses, que he mencionado, y algunos otros grupos, durante la Edad Media poseían Biblias secretamente y guardaron el día sábado a través de la historia. Pero eran tratados como delincuentes. Cada vez que eran descubiertos, se los torturaba hasta hacerlos morir. Sus cuerpos maltratados le muestran al mundo la táctica que la bestia simpre ha usado - la fuerza.

Acerca de los fieles hijos de Dios de los últimos días, la Biblia dice: "Aquí está la paciencia de los santos, aquí están los que guardan los mandamientos de Dios y la fe de Jesús". Apocalipsis 14:12.

En tiempos modernos, los líderes que saben de lo que están hablando, admitirán que los hombres cambiaron el sábado y no Dios. Vea estas decalaraciones hechas por líderes protestantes.

Un metodista: "La razón por la cual observamos el primer día de la semana, en vez del séptimo, no está basada en ningún mandamiento. Uno busca en la Escritura en vano una autorización para cambiar del séptimo día al primero." Clovis G Chappell, Ten Rules for Living [Diez reglas para vivir], pag.61.

Un bautista: Harold Lindsell, antiguo editor de la revista Christianity Today [El cristianismo actual], dijo, "No hay nada en las escritura que requiera que guardemos el domingo en lugar del sábado como el día de descanso." Christianity Today, 5 de Noviembre 1976.

Un episcopal: "El mandamiento de la Biblia dice: en el séptimo día descansarás. Este es el sábado. En ninguna parte de la Biblia se estipula que la adoración debe ser en domingo." Toronto Daily Star, 26 de Octubre 1949.

Nuestros amigos católicos saben como sucedió el cambio dicen: "Observamos el domingo en lugar del sábado porque la Iglesia Católica, en el concilio de Laodicea, transfirió la solemnidad del sábado al domingo," The Convert's Catechism of Catholic Doctrine] Catecismo de la doctrina católica del converso] ed. 1946 pag.50.'

"El domingo es de institución católica; y su observancia puede ser definida solamente en principios católicos... pues desde el comienzo de la Escritura hasta el fin de ella no hay ningún pasaje que autorize su transferencia de la adoración pública semanal, del último día de las semana al primero." Catholic Press [Prensa Católica]. (6)

Dios habla del séptimo día 126 veces en el Antiguo Testamento y 62 en el Nuevo Testamento. El primer día de la semana es mencionado solamente ocho veces en el Nuevo Testamento. Un sacerdote católico ofreció 1.000 dólares a cualquiera que encontrase en la Biblia un versículo que indicara que el domingo es ahora santo y que debe ser guardado en lugar del séptimo día. Nadie respondió. Yo mismo lo he hecho, pero no he recibido respuesta.

Para un vislumbre sorprendente de los ocho textos del Nuevo Testanento que mencionan el primer día de la semana, véase el Apéndice 10.

La Biblia dice que la bestia (el poder del cuerno pequeño) pensaría en "cambiar los tiempos y la ley." Daniel 7:25.

El segundo mandamieinto fue descartado, e imágenes fueron introducidas en la iglesia. El cuarto mandamiento es el único que involucra el factor tiempo. Vea este anuncio estremecedor:

"El papa tiene poder para cambiar los tiempos, para abrogar leyes y para dispensar en todas las cosas, aun en los preceptos de Cristo....El papa tiene autoridad, y a menudo la ha ejercido, para dispensar con los mandamientos de Cristo." Decreto de Translatic Episcop.

Recuerde que nuestro Dios es bueno y es justo. Aquellos que están guardando el día domingo y transgrediendo el cuarto mandamiento de Dios sin saberlo no están bajo condenación. Solamente aquellos que saben lo que Dios manda, y escogen deliberadamente desobedecerle, son quienes están cometiendo pecado. El enemigo de Dios sabe que transgredir uno de los mandamientos de Dios es un pecado que hiere a nuestro Salvador y que nos roba de la vida etema con el si no hay arrepentimiento.

Satanás ha forjado esta trama tan bien que todavía muchos ministros no están al tanto de ella. Muchos líderes religiosos están haciendo esfuerzos desesperados por mantener los hechos que involucran todo esto alejados de las gentes. Es increíble, pero cierto, que muchos ministros no hayan aprendido en la escuela nada diferente de lo que sus maestros aprendieron antes. Así pues, ellos enseñan a sus congregaciones lo que ellos han aprendido de sus maestros. Esto es perpetuado por generaciones. Esta es la razón por la cual sus propios padres o abuelos tal vez no comprendieron lo que la palabra de Dios enseña sobre el sábado. Pero cuando las personas estudian la Biblia por sí mismos honestamente -sus ojos son abiertos. Muchas personas toman la palabra del predicador como la verdad y no estudian la Palabra de Dios por sí mismos. ¿Puede usted creer esto?

Yo alabo a Dios porque miles de personas alrededor del mundo están conociendo estas verdades sorprendentes acerca del verdadero sábado bíblico de Dios y están empezando a guardarlo como día santo en amorosa obediencia al Salvador que murió para redimirlos.

Al comenzar a guardar el verdadero día de reposo de los manadamientos de Dios, este resulta muy placentero. Dulce paz y alegría llenan su corazón. Usted sabe que ahora no está violando ningún mandamiento, ninguna de sus palabras amantes, sino que está caminando muy cerca de su Salvador. Apocalipsis describe a los fieles de los últimos dias como personas que "guardan los mandamientos de Dios y la fe de Jesús". Apocalipsis 14:12.

El diablo ha estado tratando de hacer que los predicadores digan que se les ha puesto fin a los diez mandamientos de Dios. Pero, ¿cuándo será correcto violar los mandamientos sexto, octavo o noveno; y matar, robar y mentir? Los diez permanecen firmes o se desploman juntos porque es una dulce relación en amor entre usted y Dios. Si usted transgrede uno, usted transgrede todos (Santiago 2:10-11). Es como entre dos enamorados - es todo o nada.

Jesús dijo: "No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas, no he venido a abrogar, sino para cumplir. Porque de cierto, os digo, que hasta que perezca el cielo y la tierra, ni una jota ni un tilde perecerá de la ley, hasta que todas las cosas sean hechas." Mateo 5:17,18. El cielo y la tierra aun no han pasado. Es cierto que somos salvados por la gracia gratuita de Dios y no por nuestra obediencia (Efesios 2:8). Yo alabo a Dios porque su salvación es un don gratuito que podemos recibir simplemente por la fe. También es verdad que si una persona desobedece persistente y voluntariamente a Dios, esta persona está exhibiendo que no ama a Dios lo suficiente como para obedecerle y no ha recibido este don gratuito. Esa persona no ha nacido de nuevo ¡EI pueblo verdadero de Dios serán gentes obedientes y felices que amen a Dios tanto que preferirían morir antes que pecar más conta él! ¡La obediencia se convierte en gozo cuando usted camina con Jesús!

Para muchas personas resulta una novedad saber que Moisés recibió más de una serie de leyes. En el monte, Dios le dio los diez mandamientos que él dice que permanecerán para siempre. Moisés recibió también la ley ceremonial, la cual es discutida en el Apéndice 11. Esta ley regulaba los sacrificios de animales, y otras ceremonias. Esta fue "añadida por el pecado" y señalaba hacia el sacrificio del Hijo de Dios en la cruz. Esta ley debía de mantener fresco en la memoria de las personas que un día vendría el verdadero sacrificio por el pecado. El inocente cordero representaba al "Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo." Juan 1:29. Puesto que Jesús vino y murió por nosotros en realidad, es fácil ver que esta ley ceremonial ya no se necesita más.

Hubo otro juego de leyes que Dios le dio a su pueblo. Estas fueron las leyes de la salud que se encuentran en Levitico 11, y Deuteronomio 14. Debido a estas leyes, el pueblo de Dios tuvo las gentes más saludables en el mundo entero. Ellos no contraían las horribles enfermedades de las otras naciones, ni siquiera como las que tenemos hoy en día. Puesto que nuestros estómagos y cuerpos son los mismos que los de ellos, aquellos que siguen estas sabias y científicas leyes de la salud hoy en día, también cosechan los deliciosos beneficios. Simplemente no contraen el cáncer aterrador, no tienen ataques cardíacos, etc., como otros. ¡Nuestro Dios es tan amable! Él hace que usted se enamore de esa amante persona - Jesús.

Fue a la ley ceremonial de Moisés a la que se le puso fin en la cruz. Esta ley tenía sacrificios de animales, ofrendas de carnes y bebidas, y siete sábados ceremoniales que rotaban a lo largo del año y caían en varios días de la semana.

Todo esto señalaba hacia la muerte del Salvador en la cruz y estas leyes para nosotros ahora no tienen valor alguno. Estas ceremonias de comidas y bebidas como ofrendas, lunas nuevas y días sábados, eran la "sombra de lo por venir, mas el cuerpo es de Cristo." Colosenses 2:16,11. Todos ellos fueron una sombra de la cruz. Pablo las llama "cédula de los ritos" (o "acta de los decretos") y aclara que a esta, Cristo, le dio fin "clavándola en la cruz." Colosenses 2:14. Yo me alegro de que no tengamos que matar más animales, ¿y usted? Los siete sábados ceremoniales que rotaban a lo largo del año fueron abolidos con el resto de las ceremonias y fueron totalmente separados de "el sábado del Señor" que venía cada semana. No solamente quiere Dios que los suyos observen su sábado aquí en la tierra en una feliz relación con él, sino que la Biblia dice que ¡nosotros estaremos guardando el sábado en el cielo! (Isaías 66:22-23). Para más documentación enseñando la diferencia entre la ley ceremonial y los diez mandamientos véase el Apéndice 11.

Satanás ha producido el más grande engaño en la historia de la humanidad.

Las autoridades católicas proclaman: "La Biblia dice: 'Acordarte has del día sábado, para santificarlo.' La Iglesia Católica dice, ¡no ! por mí divino poder lo suprimo y mando guardar en su lugar el primer día de la semana. ¡Y he aquí, el mundo entero se inclina en reverente obediencia al mandamiento de la santa Iglesia Católica!" Padre Enright, C.S.S.R del Redemptoral College, Kansas City, Missori., tomando de History of the Sabbath [Historia del sábado bíblico], pag.802.

No es sorpresa que la Biblia diga: "Y. adoraron al dragón que había dado potestad a la bestia, y adoraron a la bestia, diciendo: ¿Quién es semejante a la bestia, y quién podrá lidiar con ella? Y todos los que moran en la tierra le adoraron, cuyos nombres no están escritos en el libro de la vida del Cordero, el cual fue muerto desde el principo del mundo." Apocalipsis 13:4, 8.

¡Increíble!

De todos los tiempos se ha tomado nota. Para ver cómo los días de nuestra semana son los mismos que en el tiempo de Cristo, véase el Apéndice 12.


Algunos ministros - que no tienen ni siquiera un texto Bíblico que enseñar dirán. "No se preocupe por guardar los mandamientos de Dios, tan solo adore a Dios cada día o elija uno de los siete. " Algunos ministros altamente educados han dicho: " ¡No se apure en seguir la Biblia, esta es tan anticuada! Viva una buena vida y todo le saldrá bien". Muchos ministros cuando se les pregunta por qué se reúnen en domingo en vez del sábado, honestamente responderán: "¡Yo se que el sábado es el séptimo día y la Bíblia no ha cambiado, pero si yo fuera a decirles a las gentes eso, perdería mi trabajo!"

Algunos lo han perdido. Pero fue el temor a perder el trabajo y de encontrarse en problemas lo que le hizo a Pilato hacer lo que hizo. ¿Lo recuerda? Cuando la gente gritaba, "Si a este sueltas, no eres amigo del Cesar" (Juan 19:l2), Pilato estaba asustado. Si la gente se hubiera revelado en su contra por liberar a Jesús, no podemos ni siquiera imaginar lo que le habría sucedido. ¡Esto le costaría a él su puesto y su trabajo! La historia dice así: "Y Pilato, queriendo satisfacer al pueblo, les soltó a Barrabás, y entregó a Jesús, después de azotarle, para que fuese crucificado." Marcos 15:15.

Nuevamente menciono - ¡no es nada extraño que el mundo admire y adore a la bestia! ¡No es extraño! Para conservar sus trabajos y para salvar sus vidas, la gente se retracta.

Yo alabo a Dios porque miles de personas que están aprendiendo estas verdades son suficientemente honestos como para obedecer la Biblia y seguir a Jesús. Es tan claro todo en la Biblia que hasta un niño lo puede entender.

Solo aquellos quienes aman a nuestro Padre celestial y a su Hijo Jesucristo con todo su corazón, permanecerán fieles a través de los últimos días y no adorarán a la bestia ni recibirán su marca.

Y a propósito, ¿qué significa la terrible "marca de la bestia"?

 

[capítulo anterior] [tabla de contenidos] [capítulo siguiente]

 

Para conseguir el libro
Sistema Universal de Adoracion Forzada
absolutamente gratis
pídalo - clic aquí


 

[ sistema universal de adoracion forzada ]  [ la gran controversia ]
[
la Virgen María - ¿está muerta o viva? ]  [ buscando la paz interior ]
[
el deseado de todos los siglos ]  [ ¿A Cuál Adoramos? ]
[
biblia santa - RVG ]  [ 1865 Reina Valera Biblia Santa ]
[
Ley Dominical Nacional ]

 

Es difícilmente posible captar toda la iniquidad y
maldad en este mundo sin leer el libro
Las Dos Babylonias

 

direcciones recomendadas a la sección inglesa de esta pagina web

Trinity - Unbiblical Philosophy?

[Cosmic Conflict]  [Universal System of forced Worship]  [Principles and Doctrines]
[the other Godhead] [Health Care without Prescription Drugs] [finding Peace within]
[godhead of nicea[is the Virgin Mary dead or alive]  [invitation to Bible Studies]
[
High Points of the New Age] [Love & Passion of Christ] [New Age Adventures]
[is there Death after Life]
[Healthful Living] [early Writings of  Ellen G. White]
[True Protestantism is dying because?]
[Truth and Spiritual Knowledge]
[
New Age Bible Versions]
[What happened 508 CE?]
[bibles with less about Jesus]
[global power elite]
 

English:
Is the Virgin Mary dead or alive?
For your free copy of this booklet click here.
 
Español:
La Virgen María - ¿Está Muerta o Viva?
Sólo para leer - ninguna copia impresa disponible más.
 
Français:
La Vierge Marie, est-elle Morte ou Vivante?
Pour votre copie libre de ce livret clic ici.
 
Deutsch:
Ist die Jungfrau Maria tot oder lebt Sie?
Die Bibel sagt die Warheit, klick hier.


apoye este sitio web:

PayPal opcional: